Aviana en el Barranc del Cinc de Alcoy

José Manuel Penadés
Por José Manuel Penadés diciembre 2, 2019 16:42
Comenzamos el mes, con una ruta preciosa y muy entretenida, recorriendo diferentes ecosistemas de la Sierra de Mariola. Caminando por “el Barranc del Cinc”, por sus senderos empedrados, viendo como se estrecha y como aumenta la altitud de sus paredes y continuando hasta la buitrera de “Les Pedreres”.
Observando los buitres leonados en libertad, en un hábitat completamente natural, todo un lujo para un buen montañero.
Tuvimos que madrugar, y a las 7 de la mañana, estábamos 64 socios de Aviana  preparados en el autobús que nos llevaría a la vecina ciudad de Alcoy.
La ruta comenzó recorriendo “el Barranc del Cinc”, uno de los más bonitos de la provincia de Alicante, situado dentro del parque natural de Sierra de Mariola. Al principio visitamos el área de la “Font del Xorrador”, continuamos por el interior del barranco por una senda que en alguno de sus tramos está empedrada, salvando pequeños desniveles con cierta dificultad.
Observamos las hermosas vistas de sus paredes que se producen al estrecharse el barranco y las formaciones que a consecuencia del agua ha moldeado en la roca caliza.
El continuo ascenso por el barranco nos condujo al punto de más altitud de la ruta “el Alt de les Pedreres” (1056m.) y después de salvar 100 m. de desnivel (la parte más dura de la ruta) realizamos un descanso para reponer fuerzas y almorzar.
Salimos del barranco y girando a la izquierda nos topamos con una valla metálica donde unos carteles anuncian “El proyecte Canyet”. Proyecto de introducción del buitre leonado (Gyps fulvus) en la zona.
Entre un bosque de pinos comenzamos a crestear, observando los valles, poblaciones y montañas que conforman y rodean la Sierra de Mariola. Seguimos caminando y llegamos a los grandes cortados donde está la buitrera.
Los vuelos de los buitres que viven en estas paredes, son todo un espectáculo de la naturaleza que no deja indiferente a nadie y al fondo en el valle la ciudad de Alcoi.
Después de la buitrera visitamos la ermita de San Cristóbal, bajando posteriormente hasta “El Preventori” . Desde aquí por una senda paralela a la carretera nos dirigimos hasta nuestro punto de partida, donde nos esperaba el autobús.
En este trayecto se ubica un curioso cementerio de mascotas. En definitiva, una mañana con una temperatura perfecta, llena de los colores del otoño que nos ofrecían las caducifolias como las higueras, fresnos, terebintos, álamos, moreras…junto con el avistamiento de los buitres, han completado un recorrido de 11,5 km. de disfrute de la naturaleza y con la buena compañía que siempre caracteriza a los socios de Aviana.
Por Mavi Pardo Luna y Mateo Hernández Mollá

¡Haz un comentario!

comentarios

Últimos videos

Redes Sociales

Últimos comentarios

  • Hacker Mater

    Hacker Mater

    Voto por la creación de un grupo de facebook: "Gente de Villena con hernias que hace la Romería".

    View Article
  • José Miguel

    José Miguel

    ¡ENHORABUENA por ese trabajazo, jefes!

    View Article
  • Antonio Alba

    Antonio Alba

    Una auténtica pena social y un desperdicio económico que tengamos desde hace unos años las generaciones mejor formadas académicamente, o…

    View Article